martes, 6 de octubre de 2009

Anne Igartiburu tirándose a un enano

Un nuevo gurú del Internete, concretamente este, nos dió su decálogo para hacerse el puto amo y señor de este cotarro, siguiendo sus consejos iba a hablar de mi querida y musa masturbatoria Anne cuando descubrí que, efectivamente, ¡se había tirado a un enano!

Para mayor consternación mía, mis pajillas no iban a ser las de antes y este blog ya no iba a alcanzar las cotas pagerankeras que se merece, descubrí la amarga verdad.

Con todo dolor de mi corazón, y de otras partes corpóreas, he de compartir con vosotros semejante hecho, no sin antes citar el punto de ese decálogo que me ha llevado a tan amarga experiencia.

"6. Hay gente que busca cosas realmente extrañas en Google, y ahí está tu oportunidad para destacar. “Anne Igartiburu tirándose a un enano”, por ejemplo, no tiene ningún resultado. Esperar a que Anne Igartiburu se tire a un enano para escribir sobre ello implicaría una vergonzosa supremacía de la realidad frente a la lírica que la comunidad internauta no puede tolerar."


Y ahora sí, con todos vosotros, la prueba:


¡Que hijoputa el enano!

ACTUALIZACIÓN: Googlead el título de esta entrada entre comillas a ser posible y llorad. Por delante del Pérez... y sí, soy el puto amo, ¿acaso lo dudabais?